14, Julio 2017

Contraloría responde a acusación que consejeros Uribe y Rossel hicieron al Serviu Regional

Pedro Durán Branchi - Serviu

El documento emitido por la Contraloría Regional, asegura que “es posible descartar que en la especie el Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu) de la Región de Aysén hubiere efectuado requerimientos adicionales a los contemplados” en los decretos, normas e instrucciones ministeriales, por lo que “no se advierten actuaciones discriminatorias”, tal como argumentaron los consejeros regionales.

En documento fechado el 30 de junio de 2017, la Contraloría Regional de Aysén se pronunció respecto de la denuncia hecha por el Presidente del Consejo Regional de Aysén, Julio Uribe Alvarado, quien en mayo de este año aseguró que el Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu), actuó con “un trato discriminatorio”, al exigir estudios y sondajes en el terreno en el que los Comités habitacionales Amuyén I y II pretenden que se construyan viviendas sociales.

El organismo contralor, señala en el documento que “es posible descartar que en la especie el Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu) de la Región de Aysén hubiere efectuado requerimientos adicionales a los contemplados en los aludidos decreto N° 61, de 2011; la citada norma N°1.508, de 2014 e instrucciones ministeriales”, con lo que “no se advierten actuaciones discriminatorias por parte del Serviu de la Región de Aysén”.

El documento de la Contraloría, llega luego que el Presidente del Consejo Regional (Core), Julio Uribe, junto al consejero regional, Julio Rossel, solicitaran a la Contraloría Regional un pronunciamiento por considerar “anormales” e “irregulares” algunas solicitudes que se hicieron para estudiar los terrenos pertenecientes a Enrique Sudy Máquez, ubicados en Puerto Aysén.

En la presentación hecha por los Consejeros, se ponía en duda la exigencia de sondajes, estudios sísmicos y levantamientos topográficos. En el mismo documento del 5 de mayo, el Presidente del Core, aseguraba que “con esto queda de manifiesto cómo, arbitrariamente, se ha dado un tratamiento discriminatorio al caso particular del señor Sudy, atentando contra los legítimos intereses de los comités de vivienda Amuyén I y Amuyén II”.

Por su parte, La Contraloría Regional se pronunció, exponiendo que la norma chilena exige la realización de esos estudios por las características específicas de los terrenos en Puerto Aysén, “mediante técnicas no destructivas, tales como la sísmica de refracción, propagación de ondas en sondajes y resistividad eléctrica”.

Con lo anterior, se desestiman las acusaciones hechas por los consejeros Uribe y Rossel y se valida el actuar del Servicio de Vivienda y Urbanización de la Región de Aysén.

Para el director del Serviu Pedro Durán Branchi, la resolución de la Contraloría Regional “ha respetado y validado la capacidad de los organismos técnicos existentes y de los profesionales que trabajamos en él”.

En este caso en particular, asegura el director del Serviu, “el terreno es potencialmente licuable ante un evento sísmico, por lo que se deben tomar todos los resguardos necesarios”, porque “se trata de un terreno de baja capacidad de soporte”.

El director fue enfático al asegurar que “sólo podemos actuar con una lógica técnica, objetiva y responsable, aplicando parámetros de nuestra expertiz para tomar decisiones, sin caer en presiones que no tienen que ver con nuestra labor. Esa es nuestra misión y para eso fuimos creados como Servicio hace ya 39 años”.

Nuestra misión está marcada por hacer realidad la ilusión de cientos de familias que quieren ver concretado el sueño de su casa propia en nuestra Región. Por lo mismo, no podemos sino ser extremadamente responsables en cada uno de los proyectos, haciéndolos pertinentes regionalmente, en terrenos que cumplan con toda la normativa, aunque muchas veces eso implique que nos ganemos detractores a nuestro trabajo”, finalizó el director del Serviu Aysén.