12, Abril 2019

Niños y jóvenes desarrollan actividades educativas en Parque Patagonia ilustrando su geo y biodiversidad

20190406_143200
  • Un grupo de alumnos del Liceo Austral Lord Cochrane visitó el fin de semana el área silvestre protegida junto a investigadores el CIEP, con quienes abordaron temas relacionados con la geología, las glaciaciones y el cambio climático.
  • Iniciativa es impulsada por la Corporación Privada para el Desarrollo de Aysén con aportes del 2% de Cultura del Fondo Nacional de Desarrollo Regional.

Desarrollar actividades educativas en el Parque Nacional Patagonia y representar pictóricamente su geo y bodiversidad es el objetivo del proyecto “Campamento: Conociendo la estepa patagónica e ilustrando sus habitantes”, que impulsa la Corporación Privada para el Desarrollo de Aysén (Codesa) y que el fin de semana cumplió una más de sus etapas junto a un grupo de estudiantes del Liceo Austral Lord Cochrane de dicha localidad.

El proyecto es financiado por el Gobierno Regional de Aysén gracias a aportes del 2% de Cultura del Fondo Nacional de Desarrollo Regional y a la colaboración de las escuelas de Puerto Guadal, Bahía Murta, Puerto Tranquilo y Cochrane, además del liceo de este último poblado.

En total son cuatro los grupos que visitarán el Parque Patagonia en coordinación con el Programa de Educación al Aire Libre de esta área silvestre protegida, que durante 7 años ha desarrollado un trabajo con niños y jóvenes, en especial del Liceo Austral Lord Cochrane en el marco de sus actividades curriculares de libre elección.   En tal periodo la iniciativa ha permitido recorrer más de dos mil quinientos kilómetros, incluyendo el parque, las que fueran las reservas nacionales Tamango y Jeinimeni, los alrededores de Cochrane, San Lorenzo, Los Ñadis y llegando hasta el patrimonio de la humanidad Cueva de las Manos del río Pinturas en Argentina.  En total, han participado más de tres mil niños y jóvenes de la región, en 231 jornadas al aire libre.

Educación, arte, y bio y geodiversidad

Fueron acompañados en la visita por dos investigadores del CIEP: Sebastián Alfaro, ingeniero del equipo del proyecto “Laboratorio Eco-Climático” (con fondos CONICYT), quien expuso sobre las investigaciones en cambio climático que llevan adelante y la relevancia de la medición de datos meteorológicos; el Dr. en Geografía Fabien Bourlon, geólogo a cargo de investigación y desarrollo de turismo científico en la Patagonia.

La actividad se inició el viernes con una caminata de tres horas alrededor de la laguna Seca, al interior del Parque Patagonia, donde los jóvenes pudieron conocer la geohistoria de la zona del Valle Chacabuco, con sus procesos de formación rocosa y glaciaciones.

Se invitó los niños a recolectar piedras y clasificarlas y ubicarlas espacialmente, incluso identificando su origen en el propio valle Chacabuco, logrando de esta forma explicar fenómenos más complejos sobre la génesis de cada roca.  El proceso busca llevarlos a mirar el mundo que los rodea según el material que identifican: si encuentran rocas volcánicas es porque algún día hubo un volcán en ese lugar, preguntarse cómo llegó una piedra granítica a la superficie desde las profundidades de la Tierra, si hay fósiles marinos, ¿hubo un mar en el área?  Es así que en terreno reconocieron material fósil como boleadoras y puntas de flecha de los originales pobladores.

Ese primer día montaron campamento en el sector Casa Piedra, que es una de las áreas de camping habilitadas.  El lugar fue escogido para realizar bosquejos y dibujos del entorno con la guía del ilustrador y escultor Miguel Barrera, quien ha trabajado en esta disciplina para el Museo Nacional de Historia Natural.

Al día siguiente se internaron varios kilómetros por el Valle del río Avilés, donde continuaron aprendiendo sobre la realidad climática y geológica del área.

La salida a terreno fue coordinada por el profesor y educador ambiental Jorge Molina y la sicóloga María José Benavides, siendo una de las primeras desarrolladas en el ya constituido parque nacional.

Para Jorge Molina el enfoque es apuntar a los “temas atingentes al desarrollo de la educación en la Patagonia. Entregar un valor extra, que es llevar a la práctica el conocimiento, dándole un poco más de pertinencia a las materias que se están trabajando hoy en el sistema educacional, con contexto, porque en el territorio estamos hablando de cosas que están pasando alrededor nuestro y no en los libros o a kilómetros de distancia”.

Fabien Bourlon explicó que el rol del CIEP en este trabajo es “apoyar en sensibilizar y formar a los chicos, jóvenes y adultos de estas localidades en temas de relevancia científica”. En esta ocasión la idea fue “compartir conocimientos generales para poder interpretar, comprender un poco mejor el lugar donde uno se encuentra, el paisaje que nos rodea, lo cual es relevante en el ámbito del turismo por ejemplo”.

Julián Pizarro y Natalia de Rays son estudiantes de Cuarto Medio del Liceo Austral Lord Cochrane.  Aunque muchas veces han recorrido la región relevan la combinación entre esparcimiento y aprendizaje.

Aprender sobre geología y el clima es algo interesante porque son cosas que uno ve todos los días. Como cuando uno se encuentra una roca y no sabe de lo que está formada.  Ahora puedo entender un poco más de lo que está compuesta” indicó Julián.

Coincidió Natalia al señalar que “me pareció la actividad súper interesante porque nunca había tenido la oportunidad de tener un geólogo aquí, que nos enseñe tanto sobre las rocas”. Agregó que esto también es relevante ya que “se lo podemos transmitir a otras personas, porque más adelante la mayoría de nosotros quiere trabajar acá, guiando.  Y tenemos que saber cosas, como quiénes fueron nuestros antepasados”.

La primera salida a terreno se realizó a fines de marzo con estudiantes de la escuela Carretera Austral de Bahía Murta y Gabriela Mistral de Puerto Tranquilo.  Los días 23 y 24 de abril, en tanto, corresponderá el turno a los niños de la escuela Bernardo O’Higgins de Puerto Guadal.