12, Agosto 2019

Senadora Ordenes: “jornada laboral de 40 horas significa más tiempo para el trabajador y su familia”

bancada 40 horas

La senadora de la Región de Aysén, Ximena Ordenes, reiteró su apoyo al proyecto de ley que se tramita actualmente en el Congreso que busca modificar la jornada laboral de 45 horas a 40 horas semanales, asegurando que la iniciativa busca mejorar la calidad de vida de los trabajadores y trabajadoras del país, sin que impacte negativamente en los niveles de productividad.

El proyecto de ley –impulsado por la diputada Camila Vallejo- logró reunir apoyos transversales tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado, donde la senadora Ximena Ordenes se integró como parte de la Bancada Transversal por las 40 horas.

La senadora de Aysén aseguró que “el proyecto de 40 horas tiene un amplio apoyo ciudadano y de los trabajadores, a partir de los resultados que han entregado sondeos y encuestas de opinión, lo que ha provocado que el Gobierno modifique su estrategia en esta materia y presente un proyecto de 41 horas flexibles, pero que no tiene el mismo fundamento que la iniciativa de 40 horas semanales”.

“Existen muchos mitos que han instalado los detractores de este proyecto, pero hay una realidad y una experiencia indesmentible. La estadística laboral demuestra que existe una tendencia en países con una productividad alta de avanzar hacia jornadas de trabajo más intensivas y no extensivas. En el caso de los países OCDE, se registran jornadas de 38 horas semanales, como en España, 37 en Italia, 35 en Alemania o las 30 de Holanda, y que habla de métodos de mejorar la productividad concentrando el trabajo y no desgastando al trabajador”, indicó.

“La propuesta de 40 horas es una propuesta razonable y que va en directo beneficio de los trabajadores, significa más tiempo para el trabajador y su familia, mejorando de paso la productividad de las empresas”, añadió.

Ordenes señaló que “el proyecto tiene por finalidad la modificación de reglas del Código del Trabajo para reducir la jornada de laborales de las trabajadoras y trabajadores de nuestro país, logrando un evidente aumento de la calidad de vida de la masa de trabajadores del país”.

“Desde una óptica macroeconómica, la jornada de 40 horas apunta a la regulación del mercado del trabajo. La reducción de la jornada obligatoria de trabajo en conjunto con la regulación del salario mínimo aumenta la valoración real de la fuerza de trabajo de cada persona del país”, dijo.

La senadora aseguró además que reducir la cantidad de horas de trabajo semanal “es una medida relevante y complementaria a la cada vez más necesaria tarea de poner fin al trabajo precarizado”.

 “Es importante que exista una señal de las y los parlamentarios que apoyan una medida como las 40 horas. Yo integro la Bancada Transversal, y creo que la discusión legislativa es importante. Desde nuestra óptica es un proyecto que es beneficioso para las y los trabajadores de todo Chile porque estamos convencidos que pasar de 45 a 40 horas laborales semanales está acorde a los tiempos. En la anterior disminución de 48 horas a 45 horas, según analistas del actual Ministerio de Hacienda, no hubo una afectación de la productividad en absoluto”, dijo la senadora Ximena Ordenes.