12, Enero 2020

Alcalde logra financiamiento a través de la JUNJI para el mejoramiento y conservación del Jardín Infantil Mi Baker

1 (6)

Según destacó el alcalde Patricio Ulloa el presupuesto de este proyecto comunal bordeará los 550 millones de pesos.

 

En reunión realizada en la capital nacional el alcalde de Cochrane, Patricio Ulloa, recibió de la vicepresidenta ejecutiva de Junta Nacional de Jardines Infantiles -JUNJI, Adriana Gaete, la buena noticia de que el Jardín Infantil Mi Baker, contará con el financiamiento para desarrollar el proyecto de mejoramiento y conservación de las actuales dependecias de este jardín, administrado vía transferencia de fondos por el municipio de Cochrane.

El alcalde Ulloa ya había realizado gestiones previas hace algunos meses con la JUNJI en Santiago, donde expusó a la vicepresidenta y sus equipos  la urgente necesidad de contar con recursos para mejorar las instalaciones del Jardín Mi Baker, establecimiento creado hace ya mas de 20 años, y que ha formado a numerosas generaciones de niños y niñas.

Adriana Gaete, máxima autoridad de JUNJI a nivel nacional, señaló que “desde JUNJI vamos a poder transferir ahora capital para arreglar la infraestructura de los jardínes infantiles, con miras siempre a que obtengan su reconocimiento oficial y que puedan hacer mejoramientos para que los niños esten realmente los primeros de la fila”.

Ante este anuncio, con tan buenas noticias para el Jardín Infantil Mi Baker de Cochrane, el alcalde Ulloa se mostró muy contento, pues “finalmente, y tras meses de gestiones, hemos tenido el anuncio y compromiso de la JUNJI de que se van a destinar recursos financieros para poder mejorar nuestro jardín, con el fin de que cumpla con toda la normativa técnica para que podamos tener el reconocimiento oficial”, puntualizó.

El Reconocimiento Oficial es otorgado por el Ministerio de Educación tras la comprobación del cumplimiento de requisitos técnico-pedagógicos, jurídicos y de infraestructura; y se formaliza mediante un acto administrativo, donde el ministerio entrega al establecimiento educacional la facultad de certificar, válida y autónomamente, la aprobación de cada uno de los ciclos y niveles que conforman la educación regular, y ejercer los demás derechos que confiere la ley, permitiendole al establecimiento educacional obtener importantes beneficios que entrega el Estado en materia educacional.

Finalmente, y según destacó Marcelo Castillo, profesional de la JUNJI a nivel nacional responsable del proyecto, a partir del 20 de enero se comenzará un trabajo en la región para iniciar los procesos de mejora del jardín, de tal manera que pueda cumplir con todos los requerimientos para estar acreditados.